| VARELA | POLICIALES


Caso Lucas Escalante y Lautaro Morello: encontraron sangre y elementos calcinados en la quinta de un comisario

Restos de sangre y elementos calcinados fueron hallados en una casaquinta que pertenece al comisario mayor de la Policía bonaerense Francisco Centurión, padre y tío de los dos detenidos por el crimen de Lautaro Morello, el joven hallado asesinado tras desaparecer en diciembre pasado en Florencio Varela junto a su amigo Lucas Escalante, de quien nunca más se supo nada, informaron fuentes judiciales.
 
En tanto, el fiscal de la causa, Daniel Ichazo, le tomó declaración testimonial al jefe de la Policía bonaerense, comisario general Daniel «Fino» García, quien describió el accionar policial en los primeros momentos de la investigación.
 
Fuentes judiciales informaron que se realizó un allanamiento en una casaquinta que pertenece al comisario mayor de la Policía bonaerense Francisco Centurión, padre y tío de los dos detenidos por el crimen de Lautaro Morello, en busca de evidencias.
 
Allí, los pesquisas hallaron rastros de sangre a través del procedimiento conocido como Luminol y también secuestraron elementos calcinados en una parrilla en la cual, según los testigos, se realizó una fogata el día que desaparecieron Morello.
 
El objetivo de los investigadores es determinar si ese lugar fue el principio de donde comenzó la ejecución del hecho, por lo que el fiscal Ichazo dispuso que todas esas pruebas sean ahora sometidas a peritajes en los próximos días.
 
El operativo fue realizado en un predio de aproximadamente una hectárea que posee en su interior siete construcciones, situado en la zona de El Tropezón, en Florencio Varela, que pertenece al comisario mayor quen prestó servicios en la delegación Drogas Ilícitas de Quilmes, aunque ahora se desempeñaba en la delegación local de Interpol, quien es padre de Cristian Centurión y tío de Maximiliano Centurión, detenidos en la causa por el crimen de Morello (18) y la desaparición de Escalante (26), añadieron los voceros.
 
En el marco del mismo expediente fueron apresados el comisario Sergio Enrique Argañaraz, acusado del encubrimiento del hecho, y el oficial Ramiro Yair Forchinito, por falso testimonio.
 
Según detallaron las fuentes, el operativo fue encomendado a efectivos de la División Homicidios de la Policía Federal Argentina (PFA) por el fiscal Ichazo.
 
En el lugar se inspeccionó una pequeña construcción y un galpón que no habían sido allanados durante el primer procedimiento en el lugar realizado el 14 de diciembre pasado, luego de la detención de los Centurión y a cargo de Argarañaz, titular de la comisaría 4ta. de Bosques.
 
El procedimiento fue presenciado por Romina Escalante, hermana de Lucas, quien contó que «dentro de la casaquinta había siete construcciones, que son la casa donde vive Centurión, otras casas abandonadas, depósitos y galpones».
 
La mujer aseguró que algunas de esas edificaciones fueron realizadas hace pocos meses, aunque no precisó con certeza si fueron antes o después de la desaparición de su hermano y de Morello en diciembre último.
 
Para el abogado de la familia Morello, Diego Dieguez, en los allanamientos «se levantaron pruebas de mucho interés».
 
«Estamos frente a una banda mixta integrada por policías y civiles e investigando un delito complejo», afirmó el letrado en declaraciones realizadas.
 
Fuente: Télam

262x300

chama